Batpedia
Advertisement
Batpedia
5881
páginas


"Batman está atrapado en una bóveda con otras dos personas y sólo hay aire suficiente para dos. Mientras esperan a ser liberados, cada una de las víctimas explica el por qué deben sobrevivir"

Apariciones en "Gárgolas"[]

Personajes Principales[]

  • Batman (Flashback; historia principal)

Personajes Secundarios[]

  • Christina Creighton (Flashback; historia principal)
  • Dr. Morris Eagleton (Flashback; historia principal)

Villanos[]

  • David Creighton (Flashback)
  • Asaltantes

Otros Personajes[]

  • Michael (aparente muerte)
  • Derek (aparente muerte)
  • Rodney (aparente muerte)

Historia de "Gárgolas"[]

Sentado al lado de una gárgola, Batman aguarda a que la lluvia se desate en Ciudad Gótica al mismo tiempo que espera que algo malo ocurra en el museo de la ciudad donde se lleva a cabo una exposición sobre los tesoros de Canterbury.

En el interior Christina Creighton y el Dr. Morris Eagleton recorren encantadamente el museo, apreciando cada una de las reliquias expuestas, mientras el curador del lugar se encarga junto a dos empleados de transportarlas hacia una bóveda para que pasen la noche con seguridad. Christina era un joven que cargaba una gran culpa ya que su padre, David Creighton, había sido compañero del Dr. Eagleton en la época en traspasó los límites de la ciencia y se convirtió en una criatura similar a una Gárgola, la cual mato a varias personas. Repentinamente un grupo de maleantes irrumpe en el museo a los disparos y mata rápidamente al curador y sus dos asistentes. Batman, quien se encontraba esperándolos, se lanza al ataque cuando las primeras gotas de lluvia comienzan a caer. Pero a pesar de lograr noquear a unos cuantos maleantes él no evita que Christina se convierta en rehén de un sujeto que

Gargola

amenaza con asesinarla. Decidido a hacer lo que sea para salvar la vida de ella y el doctor, Batman accede a ser encerrado junto a ellos en la bóveda. Por desgracias para ellos aquel tipo de bomba cuanta con un temporizador para ser abierta en nueve horas, pero según sus cálculos el aire dentro de la misma les bastaría como mucho para sobrevivir cuatro horas. El Caballero Oscuro conocía muy bien a aquellas personas ya que en su tiempo él también se intereso por el caso de la Gárgola, sin embargo en ese momento él debe buscar una solución para ese problema.

Por mucho que le pese Batman termina dándose cuenta de que aire actual dentro de la bóveda no alcanzaría para los tres, pero si para dos. En un intento desesperado él saca de su cinturón tres dardos tranquilizantes los cuales podrían acabar fácilmente con cualquiera de ellos. Siendo consciente que sería mejor que muriera uno en lugar de todos, el Dr. Eagleton acepta pero Christina no, aunque su acompañante logra convencerla rápidamente de lo contrario. Para determinar cuál de ellos debe vivir cada uno de ellos debía de exponer un motivo por el cual debía seguir con vida. Christina es la primera en tomar la palabra y comienza relatándoles que de pequeña ella le tenía miedo al instituto donde vivía junto a su padre ya que este se encontraba rodeado de gárgolas. Una noche muy oscura los peores temores de ella se hicieron realidad cuando una Gárgola comenzó a seguirla. Temiendo por su vida Christina trato de buscar refugio en el hogar del Dr. Eagleton pero aquella criatura no dejaba de acosarla hasta que Batman apareció y logro noquearla de un golpe. Por algún extraño motivo la Gárgola desapareció y horas más tarde ella fue recogida por su padre en la estación de policía luego de que los oficiales la encontraran vagando por las calles. Días mas tarde, por mera casualidad, ella escucho a su padre revelarle a Eagleton que él había sido la gárgola que la había perseguido para extraerle la sangre por lo que meses más tarde Christina fue enviada a un instituto ubicado en Inglaterra. En ese tiempo los periódicos se inundaron con los nombres de las víctimas de la Gárgola, los cuales ella sentía que había matado al no haber confesado la verdadera identidad del monstruo. Dispuesta a acabar con su culpa, la mujer toma los tres dardos e intenta inyectárselos pero Batman rápidamente arroja contra ella un Batarang.

Advertisement